CÓMO ACCEDER A LA “FUENTE DE LA JUVENTUD”

CÓMO ACCEDER A LA “FUENTE DE LA JUVENTUD”

fuente de la juventud

  En la década de los años 60 el científico Leonard Hayflick descubrió que las células humanas cultivadas podían dividirse (por tanto renovarse) de forma correcta aproximadamente unas cincuenta generaciones sin producir réplicas con proteínas defectuosas. Esto llevó a pensar que los seres humanos teníamos unas limitaciones muy cerradas en cuanto al asunto de la longevidad.

                Sin embargo los biólogos celulares han podido identificar una enzima llamada “telomerasa” que tiene la función de extender la longitud de los telómeros, por lo que se le ha identificado con la “fuente de la juventud”. La telomerasa actúa mejorando los telómeros de varias formas e incrementando su vitalidad y capacidad de reproducción, prolongando la vida.

                Lo mejor de todo viene dado porque las investigaciones demuestran que las experiencias vitales positivas pueden estimular la telomerasa, pero también pueden inhibirla si son negativas.

                Así la falta de cariño, las grandes preocupaciones, el estrés postraumático, la violencia, el maltrato en la infancia, la carencia de amor o los problemas de relaciones no resueltos implican que la telomerasa deje de producirse.

                Por el contrario, la mentalidad positiva, dar ayuda a los demás, el ejercicio adecuado, la alimentación correcta, amar a otros desinteresadamente, la autoestima sana y la práctica de la meditación incrementan la actividad de la telomerasa.

                Con esto como base, ya sabe lo que debe evitar y lo que debe potenciar. ¿Es fácil hacerlo? La mayoría de las personas pueden elegir conscientemente ser felices en medio de cualquier circunstancia vital. Es cuestión de práctica y de decisión. Es una elección, lo mismo que lo contrario.

                Las personas que persiguen la felicidad hacen todo lo posible por alcanzarla, poniendo todos los medios para conseguirla. Pero no se debe olvidar que la verdadera felicidad parte desde dentro hacia afuera, no al revés. Piense y medite sobre ello.

                Su mente puede ser su mayor enemigo o su bien más preciado. Si aprende a utilizarla correctamente dispondrá de un tesoro de la mayor valía. Alimente su mente de la mejor manera y cosechará resultados muy positivos tanto a nivel emocional como físico. La vibración de los pensamientos adecuados le permitirá disfrutar de un organismo sano por más tiempo.

                Las vibraciones adecuadas producen efectos físicos medibles. Esa es la base de la radiónica. Si utilizamos las vibraciones correctas podemos modificar la realidad en la que nos movemos en la dirección buscada y no solo a nivel de salud.

                Esto es una realidad que cualquiera puede comprobar.  

Share this post

Deja un comentario