Cómo quemar grasa de manera eficaz

Back to Blog

Cómo quemar grasa de manera eficaz

Los expertos en fitness coinciden con los médicos: Para quemar grasa y mantener un buen tono muscular, es importante equilibrar el sistema hormonal.

Los desequilibrios hormonales tienen una relación directa con la obesidad y el sobrepeso. Unas veces son la consecuencia y otras, la causa. Si una persona se abandona, comiendo más de la cuenta o abusando de los alimentos más dañinos (exceso de azúcar, grasas trans, comida desnaturalizada, etc), puede ver alterado su nivel hormonal, hasta tal grado que le resulte difícil perder peso sólo con dieta e incluso tampoco con ejercicio. Se puede dar el caso de que una persona con una ración mínima de comida diaria, tenga problemas para adelgazar.

Las hormonas que tienen un rol más relacionado con los cambios de peso son:

Leptina: Es producida por el tejido adiposo y está relacionada con el hipotálamo. Parece ser que la obesidad puede producirse si hay desarreglos por saturación o por alteración en los receptores cerebrales de esta hormona. Cuando hay un mal funcionamiento puede hacer que la persona tenga unas ganas de comer exageradas (empujándola a la obesidad) o por el contrario, disminuya su apetito e incremente el gasto energético de forma desproporcionada (lo que produce delgadez extrema). Una forma de mantener un buen nivel de esta hormona es mediante el consumo de pescado, el brócoli, las zanahorias y las almendras con moderación.

Estrógenos: Se producen a través de los ovarios y las glándulas adrenales. Contribuyen a metabolizar las grasas y repartirlas adecuadamente por el organismo de la mujer. Generalmente hay alteraciones en la producción de esta hormona en la premenopausia y menopausia. Para contrarrestar estos cambios se aconseja el consumo de brócoli, además de frutos rojos, rábanos, col de Bruselas y cereales integrales no azucarados.

Insulina: Regula el azúcar presente en la sangre y tiene la propiedad de fijar la grasa en el organismo. Su alteración continuada puede llevar a la diabetes. Un exceso de consumo de azúcar e hidratos de carbonos simples (pasta, pan blanco, patatas, etc.) afecta a su producción y equilibrio.  Ingerir suficientes legumbres, verduras y hortalizas es muy importante.

Ghrelina: Se considera la “hormona del hambre”. Sintetizada en el estómago, se encarga de despertar el apetito, pero también interviene en la acumulación de la grasa más peligrosa: la visceral, que se sitúa en la zona del abdomen principalmente. Se deben hacer cinco comidas diarias para mantener a esta hormona controlada. También evitar las estrictas dietas hipocalóricas durante demasiado tiempo y comer de forma equilibrada verduras, frutas y legumbres. El sésamo, la chía y la avena contribuyen a normalizar esta hormona.

En radiónica se da mucha importancia a mantener el nivel hormonal en estado óptimo a través de su normalización y equilibrado energético. Esto contribuye a facilitar un adecuado funcionamiento del entramado completo vibratorio de la persona. El dispositivo ARE X3 Pro, incluye en su programa automático una parte dedicada al equilibrado hormonal. Es muy sencillo de utilizar y con efectos medibles.

Share this post

Deja un comentario

Back to Blog