Ejemplo REAL de cómo usar la radiónica en terapia alternativa

Back to Blog

Ejemplo REAL de cómo usar la radiónica en terapia alternativa

Aunque en nuestro Curso Completo de Radiónica Práctica explicamos cómo se realizan tratamientos alternativos empleando la radiónica, vamos a mostrar en este blog algunas pautas habituales utilizando un ejemplo real de una persona con cistitis.

Una señora diagnosticada por un médico de cistitis recurrente acude a un terapeuta alternativo que, entre otros métodos, utiliza la radiónica con sus pacientes. La señora explica que, a pesar de seguir las pautas convencionales para su cistitis, vuelve a los síntomas acostumbrados y quiere comprobar si un tratamiento diferente puede ayudarle con su problema. Comenta que, en esta ocasión, lleva cinco días con las molestias habituales de su problema periódico. El terapeuta indaga y comprueba que efectivamente los síntomas corresponden con esa infección. Además, su dispositivo radiónico muestra medidas que respaldan este diagnóstico, tanto en el apartado de “infección” como en el de “cistitis” (utilizando el programa Radionic Lite de su dispositivo ARE X3 Pro).

El terapeuta procede también a comprobar si la paciente presenta medidas altas de “alteración electromagnética”. En unos instantes el dispositivo muestra indicios afirmativos. La señora comenta sobre dos complementos que toma para su problema. El terapeuta comprueba si son efectivos para esta persona y caso. El dispositivo radiónico indica que uno de ellos no tiene ningún efecto a nivel vibratorio y el otro sólo al 50 %. La señora confirma que, efectivamente uno de ellos no le ha servido para nada y con el otro sólo percibe mejorías que no acaban con su problema.

El terapeuta testa, con del dispositivo radiónico, otros dos remedios naturales aconsejados para la cistitis, comprobando que uno de ellos presenta un efecto potente para este caso y persona. Recomienda el producto a la paciente.

El terapeuta utiliza ahora el dispositivo radiónico para equilibrar a la persona a nivel energético en primer lugar. Minutos más tarde, puede comprobar que las medidas han quedado normalizadas. La persona comenta que ya puede apreciar cierta mejoría. Después procede también a aplicar el remedio (a nivel energético) utilizando el dispositivo y una muestra de la paciente. Se trata de una acción radiónica sencilla para acelerar los resultados. El terapeuta sugiere, además, unas pautas en relación a la ingesta de líquidos, alimentos convenientes y otros a evitar. Termina la consulta.

El terapeuta, después de la visita, decide aplicar también un programa radiónico para normalizar (en relación a la infección) y otro para fortalecer a nivel general (empleando sólo la muestra de la persona).

Un par de horas más tarde, la señora llama para confirmar que se siente mucho mejor y que las molestias han desaparecido, incluso antes de empezar a tomar el remedio.

Este sencillo caso, es ilustrativo de algunas de las formas en las que se puede emplear la radiónica en un entorno de consulta alternativa. Es importante señalar tanto las posibilidades de testeo de los desequilibrios (a nivel vibratorio) como de la elección de remedios (dentro de los que habitualmente se sugieren para un determinado problema). También resaltamos el hecho de que la mayoría de las patologías presentan mejoría cuando se normalizan desequilibrios electromagnéticos generales (generalmente causados por motivos ambientales o por exposición continuada a aparatos eléctricos y emisores de señales), por lo que es primordial trabajar este aspecto como medida de choque inicial de manera habitual. Realizando este equilibrado inicial, se puede observar cómo la aplicación de cualquier remedio es mucho más potente y los resultados se aceleran. Tenga esto presente a la hora de utilizar la radiónica o cualquier dispositivo de bioenergética que disponga de esta posibilidad terapéutica.





 

Share this post

Deja una respuesta

Back to Blog